El Santo Rosario:

¿Qué es el Santo Rosario?

El Santo Rosario es un conjunto de Avemarías, Padrenuestros y Glorias que se rezan en honor de la Virgen María y que van acompañados de meditaciones de los principales misterios de nuestra fe.
Por cada misterio, se rezan 1 Padrenuestro, 10 Avemarías y 1 Gloria.

Se llama Rosario, pues las oraciones entrelazadas con las meditaciones de los misterios, forman una "corona de rosas" que se ofrece a Nuestra Santísima Madre.


¿Por qué el Santo Rosario?

Ciertamente las dificultades son crecientes: el avance del indiferentismo religioso, las supersticiones, las sectas, más el descenso de la práctica sacramental, del número y calidad de vocaciones, las promulgaciones de leyes anticristianas, los ataques a la familia y al encarnizamiento periodístico contra la Iglesia configuran un panorama sombrío.

El Santo Rosario es visto como un antídoto eficaz contra tantos males. 

¿Cómo se reza el Sano Rosario?

Si sabes contar hasta diez, aunque más no sea con los dedos de la mano, ya sabes rezar el Santo Rosario.

Los lunes y los sábados corresponde rezar los misterios gozosos.
Los jueves corresponde rezar los misterios luminosos.
Los martes y los viernes corresponde rezar los misterios dolorosos.
Los miércoles y los domingos corresponde rezar los misterios gloriosos.

 

Oraciones principales:

La Señal de la Cruz:
En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

El Padre nuestro:
Padre Nuestro que estás en el cielo. Santificado sea tu nombre venga a nosotros tu reino. Hágase tu voluntad en la tierra, como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día y perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden. No nos dejes caer en tentación y líbranos del mal. Amén.

Ave María:
Dios te salve María llena eres de Gracia, el Señor es contigo. Bendita eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre Jesús. Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros los pecadores ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Gloria:
Gloria al Padre, y al Hijo y al Espíritu Santo, como era en un principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén. 

Las Quince Promesas de la Virgen María a quienes recen el Santo Rosario

 

1. Aquellos que recen con enorme fe el Santo Rosario recibirán gracias especiales.
2. Prometo mi protección y las gracias mas grandes a aquellos que recen el Santo Rosario.
3. El Santo Rosario es una arma poderosa para no ir al infierno, destruirá los vicios, disminuirá los pecados, y defendernos de las herejías.
4. Se otorgará la virtud y las buenas obras abundarán, se otorgará la piedad de Dios para las almas, rescatará a los corazones de la gente de su amor terrenal y vanidades, y los elevará en su dedeo por las cosas eternas. Las mismas almas se santificarán por este medio.
5. El alma que se encomiende a mi en el Rosario no perecerá.
6. Quien rece el Santo Rosario devotamente, y lleve los misterios como testimonio de vida no conocerá la desdicha. Dios no lo castigará en su justicia, no tendrá una muerte violenta, y si es justo, permanecerá en la gracia de Dios, y tendrá la recompensa de la vida eterna.
7. Aquel que sea verdadero devoto del Santo Rosario no perecerá sin los Sagrados Sacramentos.
8. Aquellos que recen con mucha fe el Santo Rosario en vida y en la hora de su muerte encontrarán la luz de Dios y la plenitud de su gracia, en la hora de la muerte participarán en el paraíso por los méritos de los Santos.
9. Libraré del purgatorio a quienes recen el Santo Rosario devotamente.
10. Los niños devotos al Santo Rosario merecerán un alto grado de Gloria en el cielo.
11. Obtendrán todo lo que me pidan mediante el Santo Rosario.
12. Aquellos que propaguen mi Santo Rosario serán asistidos por mí en sus necesidades.
13. Mi hijo me ha concedido que todo aquel que se encomiende a mi al rezar el Rosario tendrá como intercesores a toda la corte celestial en vida y a la hora de la muerte.
14. Son mis niños aquellos que recitan el Santo Rosario, y hermanos y hermanas de mi único hijo, Jesús Cristo.
15. La devoción a mi Rosario es una gran señal de profecía. .

Bendiciones del Rosario

1. Los pecadores son perdonados.
2. Las almas sedientas son refrescadas.
3. Aquellos que son soberbios encuentran la sencillez.
4. Aquellos que sufren encontrarán consuelo.
5. Aquellos que están intranquilos encontrarán paz.
6. Los pobres encontrarán paz.
7. Los religiosos son reformados.
8. Aquellos que son ignorantes serán instruidos.
9. Los vivos aprenderán a sobrepasar el orgullo.
10. Los muertos (las almas santas) aliviarán sus dolores por privilegios.

Los beneficios del Rosario

1. Nos otorga gradualmente un conocimiento completo de Jesús Cristo.
2. Purifica nuestras almas, lavando nuestras culpas.
3. Nos da la victoria sobre nuestros enemigos.
4. Nos facilita practicar la virtud.
5. Nos enciende el amor a Nuestro Señor.
6. Nos enriquece con gracias y meritos.
7. Nos provee con lo necesario para pagar nuestras deudas a Dios y a nuestros familiares cercanos, y finalmente, se obtiene toda clase de gracia de nuestro Dios todopoderoso

Más información en :

http://www.aciprensa.com/Rosario/

http://www.elsantorosario.info/ (Recomendable para bajar el audiovisual del Santo Rosario)

http://www.theholyrosary.org/indexspa.html

http://www.corazones.org/oraciones/oraciones_maria/rosario/a_rosario.htm

Ver

Juan Pablo II

Más poderoso que la bomba atómica

© Sordos Católicos 2003-2017 Todos Los Derechos Reservados

VolverSubir